Seguridad EXSA: Manipulación de explosivos

Las voladuras son un arte que requiere absoluta precisión y cuidados, especialmente a la hora de manipular los explosivos que, bien combinados, colocados y supervisados, lograrán el resultado esperado sin accidentes ante la explosión.

Esta responsabilidad recae sobre todo el personal involucrado en la carga y disparo de la voladura, son ellos los que deben cumplir a estrictamente con todos los niveles de seguridad expresados, tanto la empresa como las leyes establecidas para la actividad y sector. Los profesores José Bernaola, Jorge Castilla y Juan Herrera del Laboratorio de Tecnologías Mineras de la Universidad Politécnica de Madrid, efectúan algunas recomendaciones básicas de seguridad.

Uno de los cuidados establecidos por el código de seguridad sobre explosivos es su único lugar de almacenamiento deben ser depósitos autorizados, debidamente señalizado y debe contar con un responsable de distribución de explosivos, quien solo entregará los mismos a personal autorizado. Se llevará un libro de registro de los movimientos de entrada y salida de productos de la instalación de almacenamiento.

  • No se podrá fumar ni existirá llama libre en las proximidades de depósitos de explosivos.
  • No se deberá golpear ni tratar violentamente cajas o cualquier otro elemento que contenga explosivo.
  • El explosivo se consumirá según la fecha de llegada a los depósitos, dando preferencia a los que lleven más tiempo en el almacenamiento.

 

Transporte interior

  • Se denominan transportes interiores a aquellos que se realizan dentro de las explotaciones de consumo: minas, obras. El transporte de explosivos en las operaciones debe regularse mediante las disposiciones internas de seguridad que estarán incluidas en el proyecto de voladuras correspondiente, las cuales deben ser conocidas por todas las personas encargadas del uso y manejo de los explosivos.
  • Está prohibido transportar conjuntamente explosivos y cualquier mecanismo de iniciación de los mismos. El transporte de explosivos no deber coincidir con la entrada y salida de los relevos principales en labores de interior y evitar, en la medida de lo posible la coincidencia con aglomeraciones en las vías de acceso en cualquier tipo de explotación.
  • El transporte de explosivos y de los mecanismos de iniciación, hasta los puntos de consumo (frente de arranque), solo debe realizarse en embalajes autorizados, siendo preferibles los embalajes originales de los mismos.
  • Durante el transporte de explosivos, no se deberán utilizar equipos que funcionen con radiofrecuencias, especialmente en el transporte de detonadores eléctricos.
  • Una vez que el explosivo esté en la zona de voladura debe prohibirse el acceso a la misma de cualquier tipo de maquinaria externa a la voladura. Además, los explosivos y detonadores se colocarán separados entre sí.

 

Perforación de barrenos

En la perforación de barrenos, debe tenerse presente, al menos, las siguientes normas de seguridad: no se emboquillará nunca en fondos de barrenos; no se realizará al mismo tiempo operaciones de perforación y carga de barrenos; únicamente en algunos países está regulado de manera estricta este aspecto, debiendo seguir fehacientemente la normativa local al respecto. Si durante la perforación de barrenos se detecta presencia de coqueras, huecos o hundimientos, se tomará nota de esta incidencia y se comunicará al artillero.

 

Carga de barrenos

  • Antes de la carga de barrenos se deberá limpiar los mismos, para asegurar, en la medida de lo posible, rozamientos y atranques. En aquellos barrenos que tengan presencia de agua, se deberá emplear el explosivo adecuado. Es fuertemente aconsejable disponer de medios para el desagüe de barrenos, bien por medios de soplado por aire comprimido, o mejor, disponer de equipos específicos para el desagüe de barrenos.
  • En caso de ser necesario, por presencia de oquedades o presencia de humedad, se procederá al enfundado del barreno para la carga de explosivo a granel. En caso de realizar la carga con explosivo encartuchado, se debe asegurar la colocación de una única fila de cartuchos en el barreno, debiendo permanecer estos en perfecto contacto.
  • Si hubiera alguna posibilidad de que existiera una discontinuidad en la carga, se deberá colocar cordón detonante en toda la longitud del barreno, de gramaje suficiente, para asegurar la detonación de toda la columna de explosivo.
  • Se deberá reducir al máximo el desacoplamiento entre barreno y explosivo. Es decir, reducir al máximo la diferencia de diámetros entre cartucho y barreno para que el espacio de aire existente sea el menor posible. En caso contrario, puede producirse la insensibilización del explosivo por “efecto canal”.
  • Si se realizara la carga de una voladura usando cargas desacopladas, se deberá siempre seguir las instrucciones operativas y de diseño.
  • En el caso de carga de explosivo a granel mediante unidades cargadoras, habrá que asegurarse que la cantidad de explosivo por barreno es la correcta, y que los contadores equipados muestran la cantidad correcta. Para verificar este aspecto, se debe realizar la carga de una cierta cantidad de explosivo en el exterior del barreno y realizar una pesada de comprobación para verificar la calibración del equipo de carga.
  • Siempre se deberá comprobar que existe una concordancia entre el retacado diseñado y el retacado real, para evitar problema de proyecciones y onda aérea.
  • Está prohibido cortar cartuchos de explosivo, tanto longitudinal como transversalmente, salvo que dicha operación esté regulada por las disposiciones internas de seguridad. Se deberá asegurar en este caso que se cumplen que tanto la masa crítica, como el diámetro crítico de la carga final aseguren una correcta detonación.
  • En caso de ser necesario el corte de cartuchos, la manipulación de estos se deberá realizar sobre una mesa de madera y un elemento de corte afilado, para reducir el riesgo de detonación.
  • En barrenos verticales profundos, el cartucho cebo (siendo este el cartucho en el que está colocado el detonador) no se dejará caer violentamente.
  • En todo tipo de barrenos, el explosivo no se introducirá violentamente.

Fuente: Revista Seguridad Minera

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *



2016 Copyright MediaImpact. Todos los derechos reservados.